hazte ver

transgenero-574x397

 

 

 

 

 

 

hay niñas con escrotos
y niños con coños de colores

hay niñas y niños
que juegan a mirarse
sin bajarse las bragas

que corren en los parques
con sangre en las rodillas
y acunan una Nancy en el balancín
mientras encaraman el balón
en el árbol más alto;

y hay niñas
y niños

que sonríen con los ojos
sin vergüenzas ajenas pintadas
bajo sus faldas

y hay niños

y hay niñas

 

Beatrice Borgia, 1 de marzo de 2017

volver

volver

 

 

 

 

 

 

volver no es fácil:

demasiado plomo en las costillas
demasiada sangre en los zapatos
y la rabia que sigue haciendo
de las suyas

pero aquí el azul:

en las baldosas amarillas
crecen tardes de piscina a cuarenta grados
con el cloro lamiendo cardenales
y una montaña con perfil humano
trata de levantarse

y volver
(aunque no es fácil)

 

Beatrice Borgia, 1 de marzo de 2017

estación de invierno

150702144332_orgasmo_624x351_getty

 

 

 

 

 

hay mañanas
en que mis dedos
huelen a malvarrosa

en julio

y los abriles se cuelan
en el cuarto de pensar:

las nubes atraviesan
el marco de la ventana
mientras me recompongo
con la persiana a media asta

y los cristales siguen girando:

aún recuerdo
el olor de la vainilla
de las noches de invierno

y sus portales

 

Beatrice Borgia, 28 de febrero de 2017

17

tarantula1

 

 

 

 

 

 

una araña se hace la muerta:
entonces descubres
que sigues vivo

que las muertes fueron otras
y siempre llega
el tiempo de
las voces
en off

(la araña se esconde)

 

Beatrice Borgia, 26 de febrero de 2017

la locura

271544-620-282

 

 

 

 

la locura

no son los cuarenta sin un euro
ni el odio hecho cáncer

no llega en las voces de tu cabeza
en las visitas de los viernes
en el litio y la risperidona
ni siquiera en las horas
que perdimos:

la locura llega siempre

en cómplices de mirada estrábica
en los trileros del victimismo más chusco

donde ponerse la piel de cordero
sobre los puños manchados de sangre
sigue saliendo gratis:

y la locura dormita en el destierro
de dos niños demasiado cansados

de tener miedo

 

Beatrice Borgia, 25 de febrero de 2017

80

08-diciembre-1980

 

 

 

 

 

 

 

 

darle con el rabillo al vacío
que se precipita en la ternura
donde nadie se reconoce:

en la nada

en los castillos que
murieron a palo sucio

(nadie se reconoce)

último vuelo
destino a la malvarrosa:

escucha nuestra historia
no hemos muerto
aunque
nadie

se reconoce

próxima parada

 

Beatrice Borgia, 17 de febrero de 2017

No digas O

no-digas-o

 

 

 

 

 

 

no digas o

di que empezamos;

no digas or

mejor dime
lo que no debe oírse;

no digas org

y conjuga el verbo
de las noches de noviembre
donde las salas se descalzan;

no digas orga

pero entra en la tormenta
cuando los titanes alunizan
con el conocimiento comprendido
en las yemas

entre índice y corazón;

no digas orgas

no digas calma ni quietud

no nombres a los dioses
con su historia sin finales
que la bestia se quiere a ras
(y ahí lo dejo);

no digas orgasm:

dos lunas discretas
se pasean entre almohadones
tratando de alcanzar el octavo nivel
antes de que la pantalla
lance su sentencia

(game over);

pero
sobretodo
no digas orgasmo

y espera a que me escurra
en el cielo de tu boca

(si tu eres el diablo
no soy yo quien cuenta esta historia)

Beatrice Borgia, 15 de noviembre de 2016